enero 23, 2022
INICIO » LUZ

LUZ

¿Qué es el kWh de luz?

El kilovatio hora (kWh) de luz es una unidad de medida que se utiliza para contabilizar el consumo eléctrico generado durante un periodo de tiempo. Con la ayuda del kWh se calcula cuánto debe pagar un usuario por su consumo, obteniendo en el recibo la energía facturada.

Energía facturada = kWh consumidos * término consumo (€/kWh)

La cantidad de kWh consumidos durante un periodo de facturación concreto se obtienen gracias al contador digital de luz, aparato que registra y envía los datos de forma automática a la compañía. Cabe destacar que el precio del kWh será expresado en €/kWh en el recibo de luz.

Kilovatio hora (kWh) no es lo mismo que kilovatio (kW)

El kWh hace referencia a la energía consumida, mientras que el kW determina la potencia contratada. El término de potencia se calcula multiplicando la potencia contratada por el precio fijo de dicho término.

En las últimas semanas, los precios de la electricidad en España han batido récords. En 7 días, el precio pasó de 120 euros / MWh a 140 euros, estableciendo el precio más alto del país. Este aumento fue impulsado por una variedad de factores, pero fue principalmente el mercado internacional el que provocó el aumento continuo en el verano. De hecho, la situación en España no es única, la subida de los precios de la electricidad también ha afectado a otros países de la UE.

Según datos del Operador del Mercado Ibérico de la Energía (OMIE), la luz anual ha pasado de cerca de 30 euros / MWh a 140,38 euros / MWh y hay dos razones principales. El precio de los derechos de emisión de dióxido de carbono en el mercado europeo y el precio del gas natural internacional también han subido.

¿ Cómo funciona el mercado mayorista en España ?

  • Funcionamiento del mercado mayorista español

El motivo es que el mercado mayorista en España, denominado pool, se configura según un plan compartido por todos los países de la alianza. Allí, se estipulan los requisitos de adquisición por hora de todas las empresas de producción de energía. Luego, a través de la cotización de venta, ordenada según el costo de generación de energía, la más barata es la energía renovable y la energía nuclear.

Si estas dos tecnologías no cuentan con la energía suficiente para cubrir todas las horas de demanda, se sumarán otras tecnologías, como el ciclo combinado o el carbón, que son más caras de producir y más susceptibles a los derechos de emisión de dióxido de carbono. Aunque el coste de las energías renovables y la nuclear es mucho más económico, son estas tecnologías las que marcan el precio final por hora.

¿ El Gobierno intenta frenar el impacto ?

El gobierno español redujo su impuesto a la electricidad en un intento por mitigar el impacto del aumento de las tarifas eléctricas. Redujeron el impuesto al valor agregado del 21% al 10%, suspendieron el impuesto a la generación del 7% por tres meses y luego confirmaron que la suspensión se extenderá hasta fines de 2021.

Aun así, evitan medidas de limitación de costes porque violan el Derecho Comunitario de la UE, como detalló en el Congreso la ministra de Transformación Ecológica Teresa Ribera.
De hecho, desde el mismo, garantizan que la factura anual de la luz será un 25% más cara. Aunque las nuevas propuestas funcionan como proyectos de ley de emergencia, no se confia en que ayudarán en el corto plazo.

¿ Por qué nos beneficia ahorrar en la factura de la luz, además del ahorro económico ?

La mayoría de los hogares comienzan a ahorrar y gastar para reducir la cantidad de facturas al final del mes. Pero además de ahorrar por razones económicas, también debemos considerar otras razones iguales o más importantes:

  • Agotamiento energético: La mayor parte de la energía proviene de energías fósiles (principalmente carbón y petróleo), y la inversión, el compromiso y la aceptación de las energías renovables son más lentas que el consumo de toda la sociedad. Si la tasa de consumo es mayor que la productividad (usando energía fósil o energía renovable), habrá una situación en la que no se puede producir energía.
  • Proteger el medio ambiente: ahorrar energía es la forma más fácil de proteger el medio ambiente. A medida que disminuya el consumo, también disminuirá el gasto energético procedente de recursos no renovables.
  • Evitar el aumento de la contaminación: el ahorro de energía en el consumo afecta directamente a su producción. Esta demostrado que el ahorro energético puede ayudar a reducir el cambio climático y el efecto invernadero.